Macri apretó a C5N para que sea “anti K”

Fabián de Sousa, uno de los dueños del Grupo Indalo, declaró ante la jueza María Servini que el Presidente Mauricio Macri lo habría extorsionado en una reunión personal para que el grupo de medios cambie su línea editorial.

Hay una grave denuncia, de la que poco se habló en los medios de comunicación esta semana.

Fabián De Sousa, uno de los dueños del Grupo Indalo -el otro es Cristóbal López, ambos están en prisión- dijo que en una reunión donde estuvieron presentes el propio Presidente de la Nación, Mauricio Macri y el Jefe de Gabinete, Marcos Peña, les pidieron que C5N se sume al coro de medios anti K que propone “machacar” todo el día con las causas por corrupción que pesan sobre la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Es gravísimo. Es un Gobierno que asumió de camisa blanca, diciendo que “ya no hay guerra contra el periodismo”. Y resulta que el único canal masivo con línea frontalmente opositora a Macri es apretado. La denuncia es sencillamente esa: a C5N lo apretaron para que sea aliado al Gobierno. A cambio, iban a obtener algunos “beneficios” judiciales en el marco de las complicaciones que transitan en ese ámbito (¿División de poderes? Te la debo).

Esto no es, definitivamente, lo que pregona de la boca para afuera el titular del Sistema de Medios Públicos, Hernán Lombardi. Esto de que “ya no se persigue a nadie por cómo piensa”. No. A De Sousa, según denuncia, se lo apretó. Lo hizo el propio Presidente. Y es raro que el resto del periodismo no esté hablando de esta situación.

Lo concreto es que sí hay guerra mediática, que la habrá durante este proceso electoral, y que la mayoría de los cañones apuntan a un solo lado.

 

 

 

Compartir:
 
 
Ver más notas sobre: El País
 
 
Recibí nuestras alertas de actualización y mantenete atento a las novedades que te proponemos, desde el resumen de medios mas importante de la provincia.
 

Tambíen te puede interesar...

 
Diseñado y desarrollado por Quarter Studios